ANÁLISIS DEL ÁRBOL TRANSGENERACIONAL

El análisis del Árbol Transgeneracional nos ayuda a comprender de qué manera las experiencias vividas por nuestros antepasados pueden estar influyendo en nuestra vida actual impidiéndonos alcanzar una vida plena. El transgeneracional guarda toda la información que existe en el inconsciente biológico del clan familiar, y ésta se queda registrada con el objetivo de transmitirse de generación en generación para reparar los conflictos pendientes. La herencia familiar no sólo está formada por la información genética almacenada en el ADN, sino también por todos aquellos sucesos que no se supieron gestionar adecuadamente, los conflictos no resueltos, los secretos no dichos, los duelos no realizados, los sueños incumplidos, los miedos, los traumas, las fobias y todo cuanto no fue expresado, aceptado y perdonado. 

Todos pertenecemos a un clan familiar, cualquier cosa que haga uno de sus miembros afecta directamente al resto, incluso entre familiares que ni se han conocido. Cada uno de nosotros nace, crece y aprende en una familia que es nuestro referente, y que nos sirve de espejo para reconocer quiénes somos. Para vernos en ese espejo hay que ponerse enfrente, y una forma de hacerlo es analizando nuestro árbol genealógico con toda la información que contiene. Si nuestros familiares cercanos (hasta 4 generaciones, hasta nuestros tatarabuelos) no han podido o sabido gestionar sus dramas (muertes, abortos, accidentes, enfermedades, abandonos, rupturas, despidos, etc.), éstos acaban siendo traspasados a sus descendientes, es lo que se llama fidelidad familiar inconsciente.

 

Para el estudio del árbol transgeneracional siempre debemos de partir de un motivo de consulta, de un conflicto, un síntoma físico, dolencia o enfermedad, o de un comportamiento que se repite a lo largo de nuestra vida y que hace que no nos sintamos bien. 

 

Realizar este análisis es recomendable en los siguientes casos:

  • Problemas de salud de todo tipo, con causa sistémica, enfermedades y patologías a veces inexplicables, de origen desconocido, sin solución aparentemente conocida, de nacimiento, lo que los consultantes suelen definir como “de siempre”, etc.

  • Conflictos de pareja (actual, ex-pareja, “nunca encuentro la adecuada”, etc.)

  • Conflictos con los hijos, padres, hermanos u otros familiares.

  • Dificultades en las relaciones con otras personas.

  • Pérdidas y duelos – Superar sucesos trágicos.

  • Adicciones (drogas, tabaco, alcohol…)

  • Situaciones difíciles de entender (muertes prematuras, abortos, asesinatos…)

  • Bloqueos que dificultan conseguir éxito económico, profesional, o personal.

  • Otros temas (no quedarse embarazada, adopción, estafas en herencias, tendencias suicidas, anorexia, bulimia, obesidad, problemas sexuales…)

  • Sensación de no vivir tu propia vida y/o no encontrarle sentido.

  • Impresión de esforzarse mucho en todo.

  • Sentimiento de tristeza continua sin causa aparente.

  • Pensamientos negativos recurrentes.

  • Miedos, obsesiones, fobias…


Los beneficios de este estudio son diversos y no sólo nos favorecen a nosotros como consultantes sino a todo nuestro clan familiar.

  • Se produce un cambio en la percepción que nos permite comprender el sentido y el propósito detrás de cada experiencia, alejándonos del victimismo y proporcionándonos una sensación de calma y libertad.

  • Nos ayuda a exteriorizar emociones estancadas que obstaculizan nuestro progreso y desarrollo personal.

  • Recuperamos la capacidad para dirigir nuestra propia vida con optimismo, sin la influencia de las “repeticiones inconscientes” y las "lealtades invisibles" causantes de un sufrimiento que no era nuestro.

  • Encontramos la motivación para darle un nuevo significado a nuestra realidad.

  • Las relaciones cambian volviéndose más armónicas y satisfactorias.

  • El dolor, el sufrimiento y las carencias emocionales o materiales pierden fuerza y protagonismo en nuestra propia historia.

  • La aceptación y el perdón se convierten en un poderoso recurso para transformar nuestra vida, o al menos, experimentarla desde la paz.

  • Nos brinda la oportunidad de renovar creencias y valores para poder actuar libremente y alcanzar una vida plena.

*Este estudio no sustituye la atención médica correspondiente en casos de enfermedades, patologías y dolencias de cualquier índole, y en ningún caso se deberán abandonar los tratamientos establecidos por un facultativo. Tampoco funciona como un método para aliviar o curar enfermedades o dolencias, aunque puedan observarse cambios positivos en algún caso.

 

*Para realizar este análisis, previamente, el consultante debe conocer o recopilar una serie de datos que facilitarán y agilizarán el proceso, aunque no son imprescindibles. Los datos más relevantes son los que tengan relación con el motivo de consulta. En el siguiente enlace se proporciona un listado con los datos deseados.

Esta técnica NO sustituye a los tratamientos médicos tradicionales y, en ningún caso, se deberán abandonar las prescripciones establecidas por un facultativo. Las terapias naturales son preventivas y complementarias a la medicina convencional.

Cada sesión tiene una duración aproximada entre 1 hora y 1 hora y media, y un precio de 50€.

Solicita información o reserva una cita aquí